top of page

Eutanasia Humanitaria a Domicilio
Crematorio de Mascotas

Fono WhatsApp +56967280194
Horario: Lunes a Domingo y Festivos. (24/7)

Dr. Manuel Astorga Rogazy.

Médico Veterinario, Magíster en Ciencias.

Registro Colegio Médico Veterinario N° 3684.

25 años de experiencia.

Amistad para toda la vida

Sabemos lo difícil y sensible que es este momento para Ud, y sabemos lo mucho que ama a su hij@ perruno-gatuno, es por eso que queremos ofrecerle el mejor servicio, la eutanasia es realizada en su domicilio con sedantes y anestésicos previos.

Abrazos de gato

Precios pueden variar en feriados, festivos y horarios después de las 18:00 horas

Precios Eutanasia:
-0-10 kg: 55.000
-10-20 kg: 65.000
-20-40 kg: 75,000
-40-60 kg: 85.000
mayor a 60 kg: 95.000

Precios Cremación:
-0-5 kg: 85.000
-5-10 kg: 95.000
-10-20-kg: 115.000
-20-40: 125.000
40-60: 145.000
mayor a 60 kg: 155.000

Servicio de Cremación

La cremación individual es realizada en las mejores instalaciones con retiro inmediato de su mascota y entrega de la anforita en su domicilio Ofrecemos un servicio rápido, confiable y transparente. La cremación incluye una anfora de greda con una plaquita con el nombre de su mascota, un certificado de cremación y un video, si así usted lo  requiere. Además tenemos variedad de anforas (costo adicional).

Formas de pago:

Transferencias bancarias.

Efectivo.

Tarjetas de crédito y débito

Familia joven con el perro de mascota
thumbnail.jfif
foto5
foto5

press to zoom
foto1
foto1

press to zoom
foto2
foto2

press to zoom
foto5
foto5

press to zoom
1/5

Ánfora incluida en el precio

Ánforas desde 70.000 pesos no incluidas en el precio.

Recomendaciones

“Es un excelente veterinario y muy preocupado por sus pacientes”

Julia Ramirez Abarca

"Muy amable, nos transmitió la tranquilidad necesaria para afrontar este proceso tan doloroso, se nota que ama a los animales! Muy agradecido por todo y se que Sultán también lo estaría. 100% recomendable." José Manuel Bazaes Román

“Muy buena atención, profesionales con vocación de servicio y explicaciones muy claras, me encanto”

Julia Nayadet Franco Villagra

 “Muy buena atención y excelente veterinario, lo recomiendo totalmente”

Catalina Gonzalez Curivil

 “Excelente Veterinario a Domicilio!! Además de siempre estar disponible para consultas por celular, su atención es un 7!!”

Andrea Fernández 

 “Tremendo servicio, profesionalismo y sobre todo vocación, se preocupa mucho por las mascotas”

Natalia Belen Silva Diaz

“Excelente, profesional, responsable. Con especialistas a la necesidad de cada mascota. ⭐⭐⭐⭐⭐”

Paula-Cheyre Rodrigo-Vicencio

 “Muy profesional y buen veterinario. Lo recomiendo totalmente!!!!”

Claudia Montoya

 “Muy buena experiencia. recomendado!”

Andrea Maria 

 “100% recomendable ! Muy profesional en su trabajo”

Chantal Durot

 “Excelente profesional! muy responsable”

Valentino Molina Quiroga

“Cuando vino por Ecuador me ayudó a curar a mi perro golden de una alergia severa y nunca volvió a presentar la misma dolencia. Súper recomendado para cuidar de nuestros mejores amigos”

Ana Cristina Marchan Frixone 

“Muy buen trabajo, no fue el mejor momento para conocerlo pero nos dio la tranquilidad que necesitábamos.”

GB Ktalina 

“Feliz con la atención q le dieron a nuestro viejito CABEZON ...

100 % recomendable... buenos profesionales ...Buenas personas ...”

Marcela Aandrea Malebran Alarcon 

Jugando a atrapar

El adiós a un perro o gato querido es uno de los momentos más difíciles y duros. Pero una vez tomada la decisión de practicar la eutanasia a un can o felino aparecen otras preguntas: ¿en qué consiste?, ¿le dolerá?, ¿puedo pedir al veterinario que venga a casa?, ¿cómo fallecerá?... Conocer las respuestas de estas interrogantes resulta de gran ayuda para todos en esas circunstancias.


 

La determinación, además, conviene hablarla con el veterinario. "No hay que tener miedo de llamar al médico y consultarlo con él. Muchos de los síntomas de la edad, como la artritis canina o felina, pueden ser aliviados y tratados, si los detectamos a tiempo", argumentan los veterinarios de la protectora Blue Cross.

 

Esta conversación con el veterinario debe abarcar cuestiones como si el perro o gato puede comer, beber, dormir y moverse con una comodidad razonable o no. También hay que valorar si el animal responde cuando se está cerca de él y saluda o se muestra feliz de ver a su humano. Los veterinarios explican que una imposibilidad persistente e incurable para comer, los vómitos constantes, un dolor no tratable, así como la incapacidad de respirar con normalidad son señales que avisan que la eutanasia debería ser considerada y que ha podido llegar el momento de decirle adiós.

 

¿Cómo es la eutanasia en perros y gatos?

El hecho de comprender cómo se practica la eutanasia a perros y gatos puede ser un alivio y reconfortar a sus dueños antes de tomar la decisión y durante el proceso.

 

Algunos veterinarios proporcionan un sedante suave antes de la eutanasia; en especial si el can o felino está nervioso o muy estresado, muy asustado o padece dolor.

 

El medicamento de la eutanasia no solo logra que quede inconsciente y deje de padecer dolor, sino que además provoca la parada cardiovascular y respiratoria. En pocos minutos, su corazón y sus pulmones dejan de funcionar. "Puesto que el animal está inconsciente, no siente dolor: algunos animales fallecen tan suavemente durante la eutanasia, que incluso para los veterinarios es difícil de distinguirlo hasta que no confirman que el corazón ya no funciona", añade Eirmann.

 

Cuando fallece, los ojos suelen permanecer abiertos. Y, puesto que existe una relajación muscular completa, es normal que el gato o perro orine o defeque. "Esto es algo que la familia humana también debe saber, para estar preparada", avisa la veterinaria.

 

 

Eutanasia a perros y gatos, ¿en la clínica o en casa?

Además, es importante conocer que la eutanasia de estos animales puede realizarse en la clínica veterinaria. En este caso, conviene llevar su cama preferida, su manta y algunos de sus juguetes, para que se encuentre lo más confortable y cómodo posible.

 

Pero también está la opción de pedir al veterinario que se desplace a casa para practicar la eutanasia. No todos los médicos ofrecen esta posibilidad, por lo que es importante informarse y confirmar que este extremo es posible con antelación. Y no solo eso. De esta manera su humano puede estar presente o no durante estos últimos momentos con su amigo de cuatro patas.

 

Eva San Martín

bottom of page